Archive | Protagonistas de la noticia RSS feed for this section

Uralde: “Estoy seguro de que EQUO obtendrá representación en las próximas elecciones generales”

2 Oct

Entrevista a Juantxo López de Uralde, co-portavoz federal de EQUO
Nació con la finalidad de aglutinar bajo el paraguas de unas únicas siglas al muy disperso movimiento ecologista del Estado Español, y presentar de esta manera una alternativa verde al polarizado espectro electoral de nuestro país. El resultado es un nuevo partido político, EQUO, que se ha marcado el ambicioso objetivo de estar presente en el Congreso de Los Diputados y los parlamentos autonómicos. De momento, parte de ese objetivo se ha cumplido al haber conseguido un diputado por la circunscripción de Valencia en las Cortes Generales, aunque, eso sí, en coalición con Compromís. En Andalucía y Asturias no lograron tener presencia en sus respectivas cámaras, pero en Euskadi están convencidos de que van a lograr representación. Galicia, también con elecciones a la vista, es un reto electoral difícil, pero Juantxo López de Uralde, ex -director de Greenpeace España y principal impulsor de la marca EQUO, sabe que posicionar esta nueva formación ecologista entre el electorado español no va a ser un camino de rosas, por lo que tiene muy claro que lo que les toca es luchar con intensidad por ocupar un espacio nuevo. Y por lo que podemos deducir de sus palabras en esta entrevista, no está dispuesto a rendirse fácilmente.

Equo nació de su mano con el objetivo de aglutinar el movimiento verde en España y construir un referente político estatal. Con ese objetivo tan ambicioso, ¿no sintió vértigo en algún momento del proceso?

EQUO es un proyecto colectivo, en el que participó mucha gente desde su origen. Efectivamente el objetivo es ambicioso, pero sobre todo por las limitaciones de la ley electoral en España que hace muy difícil que puedan cuajar nuevos proyectos políticos que no tengan grandes apoyos económicos. No hay vértigo, somos conscientes de la magnitud del reto, pero estamos decididos a conseguirlo.

Los medios de comunicación tienden a etiquetar muy rápidamente a las formaciones políticas. En su caso, ustedes se han definido como “verdes”, pero otros se han apresurados a llamarlos “rojiverdes”. ¿Están de acuerdo también con esta etiqueta que, irremediablemente, les sitúa en el ámbito de la izquierda política?

Nosotros creemos más en la acción que en las etiquetas. En EQUO hay gente que se siente muy de izquierdas, y gente que no quiere que la etiqueten. Cada uno que nos defina como quiera en base a nuestra actividad y a nuestras propuestas.

Se caracterizan por la austeridad en sus presupuestos, sobre todo porque han decidido no pedir créditos bancarios y no reciben subvenciones públicas como los partidos que tienen representación en el arco parlamentario. ¿Son conscientes en Equo de que así se limitan mucho ante la poderosa maquinaria de comunicación de otras formaciones?

Vivimos cada día en esa limitación, y tratamos de sortearla aunque es muy difícil. Pero estamos convencidos que no es necesario gastar tanto dinero para hacer política. Sobre todo el gasto en campañas electorales es excesivo e innecesario. Podría sustituirse por buenos debates (en los que participen todos, claro), pero no interesa. En todo caso, la nuestra es una decisión consciente y compartida ampliamente por nuestra militancia.

Apuestan por la inversión en sectores alternativos y sostenibles como las energías renovables para crear empleo. Infinidad de estudios demuestran que esa alternativa es viable y perfectamente alcanzable, pero también es verdad que la transformación económica que conllevaría no sería de hoy para mañana. ¿Cree que la sociedad española apostaría por ese cambio en el modelo productivo tan a largo plazo tal como está la situación de crisis, con el paro desbocado y sin un horizonte positivo a la vista?

Nuestro reto más importante es explicar que hay una salida a la crisis, y que esa salida debe hacerse en clave ecológica. En  primer lugar debemos estar de acuerdo en que el problema más grave en España es el desempleo (no todos lo estamos ya que por ejemplo para el PP es más importante el déficit). En segundo lugar, los grandes yacimientos de empleo se encuentran en la economía verde: renovables, agricultura ecológica, transporte sostenible, rehabilitación energética de edificios, etc. Por tanto se trata de promover de manwera efectiva esa transformación.

Combatir el fraude fiscal es otra de las banderas de Equo para salir de la crisis. ¿Tienen calculado cuánto dinero afloraría si se mejorara la inspección fiscal?

No hace falta que lo calculemos nosotros, ya lo han hecho los técnicos de hacienda agrupados en Geshta

 

 

Tremendo papel está jugando la Unión Europea en la crisis. Parece más una estructura de en la que los más fuertes (Alemania) imponen su criterio a los más débiles (España, Italia, Portugal) sin tener en cuenta sus peculiaridades que una unión federal de países. De todas formas, a lo mejor no es culpa de Alemania que adopte esa posición de poder, sino que es la estructura política aceptada por todos los estados miembros la que le otorga esa posición privilegiada. ¿No sería el momento de hacer un mea culpa global y cambiar la Unión Europea?

Sin duda. Nosotros nos definimos como europeístas y formamos parte de la familia verde europea, pero no cabe duda que eso ya no es suficiente. Europa se ha convertido en parte del problema, y estamos en un punto en que, o se avanza hacia una mayor unidad política y financiera, o Europa tal como hoy la entendemos desparecerá. Hay un gran debate abierto en Los Verdes en Europa para definir la Europa que queremos y en la que nos sintamos a gusto los del Norte y los del Sur.

¿Hacia dónde tiene que orientarse Europa según Equo?, ¿un gobierno de personas o un gobierno de estados?

Nosotros creemos que el actual modelo de estados-nación es un modelo agotado. Ante la crisis hay una cierta vuelta a los nacionalismos tanto estatalistas como de naciones sin estado, sin embargo para nosotros la solución no pasa por nuevas fronteras o por reforzar las existentes, sino por eliminar fronteras. Lo que sirvió en el siglo XIX y XX, quizás ya no sirva en el siglo XXI. Por eso apostamos por las personas, en una Europa unida.

Los comicios autonómicos de Asturias y Andalucía dejaron sin representación a Equo en estos territorios. En el Congreso de los Diputados, por su parte, sí obtuvieron un diputado correspondiente a la Comunidad Valenciana en coalición con Compromís. El próximo 21 de octubre son las elecciones en el País Vasco y ahí están convencidos de que van a sacar al menos un escaño por Álava. ¿Qué es lo que les hace ser tan optimistas sabiendo que la situación está muy polarizada en torno al debate identitario y el fin de ETA?

Somos muy conscientes de las dificultades, pero en Alava obtuvimos buen resultado en las generales y creemos que podemos repetirlo. Hay mucha gente en Euskadi que está ya cansada de tanto debate identitario, y apuesta por una opción que priorice otras cuestiones que afectan más a su calidad de vida. Esa opción es EQUO.

¿Cuál es la postura de Equo sobre el Proceso de Paz en la Comunidad Autónoma Vasca y el encaje de ésta en el conjunto del Estado Español? Hasta ahora el debate lo han monopolizado el PNV y la Izquierda Abertzale por un lado y el PP y el PSE-PSOE por otro. ¿Qué aporta Equo al debate?

EQUO ha hecho una reflexión profunda y abierta sobre el tema.  El final de la violencia implicará la puesta en práctica de diferentes iniciativas de diálogo y acuerdo en torno a cuestiones claves para la convivencia en paz y libertad (memoria de las víctimas, desaparición de ETA, situación de las personas presas, reconciliación social). Desde EQUO Berdeak apoyaremos aquellas iniciativas que se inspiren en los valores de la Democracia, la Justicia y la Memoria. También será preciso alcanzar consensos en torno al modelo institucional que habrá de regir esa convivencia. En esta cuestión creemos necesario establecer un nuevo marco político que permita aglutinar todas las sensibilidades políticas e identitarias, y que incorpore también las nuevas dinámicas sociales surgidas en las últimas décadas, para dar respuesta a todos los retos presentes y futuros (no sólo identitarios, sino también sociales, ambientales, económicos y globales) que afectan a nuestra sociedad

En Galicia también hay comicios autonómicos el próximo 21 de octubre, misma fecha que en Euskadi. Las bases de Equo en esa comunidad han aceptado integrase en el frente de izquierdas formado por Esquerda Unida – Izquierda Unida y los nacionalistas de Anova, la formación liderada por el histórico ex – dirigente del BNG Xosé Manuel Beiras. ¿Qué visibilidad van a exigir dentro de la plataforma? ¿Temen una representación reducida al ser una formación nueva?

Para nosotros el hecho de ir en coalición en Galicia demuestra que somos una opción abierta, que es capaz de decidir en función de las diferentes realidades en cada caso. En Galicia creemos que hay un objetivo urgente que es frenar otro gobierno del PP, y por eso hemos optado por ir en coalición. Nos gustaría que EQUO fuera visible en la coalición, pero ya digo que el objetivo es evitar que gobierne el PP.

El pasado mes de julio tuvo lugar el primer Congreso de Equo. Allí se constituyó el partido y se inició el proceso de elaboración de los estatutos. ¿Qué tipo de estructura tendrá su organización?

EQUO se constituye como una organización federal, eso está ampliamente aceptado por todas las partes que conforman EQUO.

 

 

¿Qué ocurrirá con la representación de Equo en la Comunidad Valenciana y Baleares? ¿Iniciativa del Poble Valencia, junto con Els Verds, e Iniciativa-Verds de Mallorca se integrarán en Equo o seguirán siendo partidos independientes? Es algo que todavía no ha quedado muy claro pero de lo que se especula mucho, sobre todo en las redes sociales.

Hay en marcha un proceso de integración entre EQUO e Iniciativa Verds, tanto en Valencia como en Baleares, y para nosotros eso es lo relevante, que en esas comunidades estamos juntos.

Dicho congreso no estuvo exento de polémica al rechazar incluir en su Carta Constituyente y en los estatutos la definición de España como un estado plurinacional y la defensa del derecho de autodeterminación para los diferentes pueblos de España. ¿Por qué se rechazó la inclusión de esos términos? Ese rechazo a ambos términos provocó un incendio en las redes sociales. Desde posiciones procedentes del nacionalismo periférico les llegaron a tachar de “españolistas” y de ser la “UpyD verde” ¿Cree que son justas estas consideraciones sobre Equo? 

Bueno, claramente ha habido una lectura interesada para atacarnos, pero que no se ajusta a la verdad. EQUO es favorable al derecho de autodeterminación – y de hecho aprobamos una moción a favor de la auodeterminación del Sahara – pero se votó que no fuera uno de los objetivos del partido. Son cosas muy distintas. Pero ya digo que se manipuló para que parecieramos  unos centralistas que no somos. De hecho EQUO siempre ha sido muy respetuoso con la pluralidad y la diversidad, sería estupido por nuestra parte no reconocer la pluralidad nacional, pero insisto, interesadamente y con el único objetivo de dañarnos politicamente se trato de retratarnos como lo que no somos.

Le voy a pedir que me haga una predicción de futuro. ¿Las próximas elecciones generales serán las primeras en las que Equo tenga representación, sin contar con posibles coaliciones?

Estoy seguro de que EQUO obtendrá representación en las próximas elecciones generales. La vemos en la calle y en las redes: cada vez más gente se acerca a conocer nuestras propuestas, y a muchos y muchas les gusta.

Y si fuera decisivo para formar gobierno, ¿mejor uno del PSOE que del PP, o da igual porque ambos son iguales según opinan muchos?

Ciertamente los dos son partidos del sistema, que viven acomodados en el actual modelo, y responsables por tanto ambos de la situación. Sin embargo yo no comparto que ambos sean iguales. Basta ver la represión de la manifestación del 25S que ha planificado el PP de manera siniestra para darse cuenta de que hay diferencias.

Otras entrevistas a Juantxo López de Uralde

Juan López de Uralde: ”Los datos de Esperanza Aguirre sobre Eurovegas son una gran falacia” . Diario El Aguijón (14/09/2012).

Entrevista en Radio Vitoria (31/08/2012).

Entrevista en El Rollo Higiénico (23/02/2012)

Entrevista en Otro Mundo Es Posible (23/06/2012)

El milagro “de la Iglesia”

29 Ago

Su nombre en los últimos días sale poco en los medios de comunicación. Pero no fue así hace ya bastantes meses, cuando anunció su dimisión como presidente de la Academia del cine español. Me estoy refiriendo a Álex de la Iglesia, cineasta bilbaíno que durante su mandato al frente de esta institución logró varios momentos mediáticos importantes para el cine español, colectivo que no goza de especial simpatía por parte de un amplio sector de la sociedad de nuestro país.

 

Fuente: espectadores.net

El primero de esos momentos tiene que ver con la gala de entrega de los Premios Goya del año 2010, los galardones anuales que concede la Academia, conocidos como los “Oscar” españoles. El presidente anunció que quería contar con el presentador catalán Andreu Buenafuente como conductor de la ceremonia. Se salió con la suya y acertó de pleno, porque la gala de ese año fue la más vista de todas la que se habían celebrado hasta ahora. Este hecho se convirtió en noticia junto a  la aparición de Pedro Almodóvar en el escenario para presentar el Goya a la mejor película. El hecho fue noticia porque el cineasta manchego siempre ha tenido sus más y sus menos con la Academia, al no estar de acuerdo con el trato que da a muchos de sus filmes. De la Iglesia ya se encargó de que nadie supiera de su presencia hasta el momento de su aparación en el escenario del auditorio.

Después daría nuevos titulares a la prensa, como por ejemplo con su reunión con los colectivos de usuarios de Internet para acercar posturas respecto a las descargas de películas a través de la Red. Su actitud conciliadora le supuso muchas simpatías de ese colectivo, enfrentado con el Gobierno de España a cuenta de la normativa impulsada por la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, que pretendía prohibir dichas descargas al considerar que atentaban contra los derechos de propiedad intelectual de sus creadores. Posteriormente, de la Iglesia dimitió al mostrar su desacuerdo con la opinión gubernamental y más en sintonía a la de los internautas. Se empezó a  hablar incluso de malas relaciones entre el presidente de la Academia y la ministra Sinde, tanto que la imagen más comentada de la posterior gala de los Goya, la de 2011, fue la de ambos juntos en el photo call en los momentos previos al inicio de la ceremonia. Su dimisión provocó que también le llovieran apoyos y críticas desde su propio colectivo, el del cine. Especial relevancia tuvo la opinión de Icíar Bollaín, vicepresidenta de la Academia en aquellas fechas (y por tanto compañera de equipo de Álex de la Iglesia), en la que le acusó de haber dañado la imagen del cine español.

En definitiva, no podemos dudar del impacto mediático de Álex de la Iglesia. Como hemos podido comprobar, su figura ha provocado adhesiones y rechazos debido a su exposición a los focos y sus palabras, pero eso es algo normal en alguien que, en mi opinión, es provocador e inteligente. Quizás su etapa al frente de la Academia del cine español fue un tanto personalista, algo que tuvo sus ventajas ya que supo colocar al septimo arte nacional en boca de muchos, aunque también ahondó, seguramente sin quererlo, en la división de este colectivo con el peliagudo tema de las descargas, lo que provocó de nuevo actitudes negativas hacia los profesionales del cine de nuestro país por parte, entre otros, de los internautas. De todas formas, sería injusto culpar al cineasta de este rechazo. Sigo pensando que fue él quien dio un soplo de aire fresco a la Academia y, sobre todo, convirtió la gala de los Goya en lo que siempre debió ser: un espectáculo televisivo.

El factor “Juantxo”

1 Ago

Su nombre era bien conocido, hasta hace relativamente poco tiempo, entre todas aquellas personas concienciadas con el medio ambiente y la sostenibilidad. No en vano, Juan Antonio López de Uralde, Más conocido como Juantxo, fue director durante nueve años, entre 2001 y 2010, de la delegación en España de Greenpeace, la organización verde más importante de nuestro tiempo. Sin embargo, su nombre cobra fuerza en otro ámbito, como es el de la política,  al ser el impulsor de una nueva formación ecologista denominada Equo que, a tenor de lo anunciado, se presentará a las próximas elecciones generales del 20 de noviembre.

La entrada en escena de esta nueva organización ha venido precedida de un cierto interés por parte de los medios de comunicación, algo a lo que ha contribuido, consciente o inconscientemente, el propio Uralde. Y es que este donostiarra de 48 años ha sabido realizar acciones que susciten el interés de los periodistas. Todos recordamos, por ejemplo, su detención por la policía danesa en diciembre de 2009 al colarse, junto a otros activistas de Greenpeace, en la cena de gala de la XV Conferencia Internacional sobre el Cambio Climático, celebrada en Copenhague. Esa acción le supuso un arresto de 19 días y una ola de protestas para exigir su liberación.

En este momento, el líder ecologista está recorriendo España para ir configurando, provincia a provincia y comunidad a comunidad, la estructura organizativa de Equo. Pero no sólo trabaja de puertas hacia dentro, sino que también ha multiplicado su presencia en  medios de comunicación explicando los objetivos de esta nueva organización política. A su favor hay que decir que, leyendo y escuchando sus intervenciones, Equo cuenta  en la figura de Uralde con un gran activo de cara a los medios. Usa un lenguaje sencillo y directo, sabe expresar sus ideas con claridad y no sobreactúa ante las cámaras, algo de lo que se acusa a muchos políticos actuales.

Aquí tenemos algunos ejemplos de sus intervenciones en  medios de comunicación.

Entrevista en La 2 Noticias

Entrevista con Juan Ramón Lucas en RNE

Chat en el diario Público

Entrevista en Letras Libres

Entrevista en El País

 

A %d blogueros les gusta esto: